Compromisos de los países con el Acuerdo de París son flojos: PNUMA

Lun, 13 Nov 2017
Advierten que México sufrirá escasez de agua por cambio climático
PNUMA quiere que todas las casas en México tengan paneles solares
En 2030 serán más evidentes los efectos del cambio climático
  • (Valentina González/IBERO).
  • (Valentina González/IBERO).

A partir de un reporte que realizó el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) se llegó a la conclusión de que los compromisos de los países que firmaron el Acuerdo de París son “muy flojos”, pues sólo cubrirán una tercera parte de lo que se necesita hacer para que la temperatura de la tierra no suba más de dos grados centígrados respecto a los valores preindustriales, señaló Dolores Barrientos Alemán, representante en México del PNUMA, de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Barrientos, quien impartió la conferencia 'Género y Cambio Climático' en la Universidad Iberoamericana, explicó que para 2030 los efectos del cambio climático serán más evidentes, pues en esa década la temperatura aumentaría dos grados centígrados, por lo cual son urgentes las acciones que tienen que cumplir los países que firmaron el Acuerdo de París.

“Se requiere que todos los países se presionen a sí mismos para que en cinco años los compromisos sean cada vez más estrictos y fuertes. Gran parte de estos primeros años, tras la firma del acuerdo, es establecer un esquema de monitoreo que sea homogéneo en todos los países”, dijo Barrientos.

Actualmente, el país que más emite gases es China, con 10.6 mil millones de toneladas al año de emisiones de gases de efecto invernadero. Sin embargo, es la nación más comprometida con las metas que se definieron en el Acuerdo de París. “Es el principal emisor de gases que ocasionan el calentamiento global, el cambio climático y todos sus efectos. Por eso es importante que sea el país más comprometido en todas estas metas que se definieron en el acuerdo”.

El segundo lugar lo ocupa Estados Unidos, que emite alrededor de 5.8 mil millones de toneladas de dióxido de carbono. Mientras que las 28 economías más desarrolladas de la Unión Europea generan 4 mil millones de toneladas; y la India 2.8 mil millones. Las emisiones corresponden al tamaño de la economía. México, por ejemplo, genera 700 millones de toneladas, país en donde todavía se utiliza diésel pese a que en otras regiones lo prohíben porque tiene efectis cancerígenos.

Uno de los objetivos del Acuerdo de París es limitar el calentamiento mundial a dos grados centígrados o menos, a través del compromiso firmado en 2015 por 195 países para reducir el dióxido de carbono lanzado a la atmósfera y otras emisiones por la quema de combustibles fósiles. En junio de este año, EU anunció su retiro; mientras que en octubre pasado, Nicaragua y Siria informaron su adhesión.

Sin embargo, la Organización Meteorológica Mundial (WMO, por sus siglas en inglés) prevé que la salida de Estados Unidos del acuerdo añadiría 0.3 grados centígrados a la temperatura global, lo que dificultaría llegar a la meta para 2100.

México vivirá escasez de agua

México es altamente vulnerable al cambio climático. Se prevé una escasez hídrica que modificará la ubicación de las actividades económicas del país, así como las zonas en donde se ubicarán las ciudades. Las ciudades del norte serán cada vez más pequeñas y la gente tendrá que migrar al sur porque es donde habrá agua, por ejemplo, a Chiapas, la península de Yucatán, Oaxaca y Guerrero, estados en donde aún hay bosques y selvas. Sin embargo, dicha migración provocaría deforestación, lo cual representaría menos agua.

“Todo México estará afectado por lo que llamamos una escasez física, que quiere decir que aun cuando tengamos dinero para hacer pozos más grandes y profundos, no habrá agua para sacar del subsuelo. Mientras que la escasez económica significa que en países de África habrá agua en el subsuelo, pero no tendrán recursos financieros para tener infraestructura hídrica y sacar el agua”, comentó la especialista del PNUMA.

En México, el PNUMA diseña un proyecto para promover que todas las casas del país tengan paneles solares y para ello buscarán dar apoyo financiero. De acuerdo con Barrientos, este tipo de proyectos se llevan al Fondo Verde para el Clima, un mecanismo financiero para pedir préstamos, donaciones y hacer un gran proyecto nacional.

Fue durante la Conferencia de Naciones Unidas sobre Cambio Climático 2010 que se celebró en Cancún, México​, cuando se solicitó la creación de este fondo que compromete a los países ricos, como Estados Unidos, Japón, Canadá, entre otros, (generadores históricos de gases de efecto invernadero), a donar miles de millones de dólares para alimentar este fondo. Actualmente, cuenta con alrededor de 14 mil millones de dólares de contribuciones de esas naciones. 


COMPARTIR: