De cómo la IBERO incorporó a su agenda el tema de género

Vie, 22 Mayo 2020
La IBERO ha constituido distintas instancias para atender cualquier tipo de violencia y discriminación, como el Comité de Género, la Procuraduría de Derechos Universitarios y el Programa de Género.
  • Dra. Helena Varela Guinot, académica e investigadora del Departamento de Ciencias Sociales y Políticas.
  • Mtro. David Fernández Dávalos, S.J., Rector de la IBERO

La Universidad Iberoamericana asumió su corresponsabilidad frente a los temas de género con la llegada del Mtro. David Fernández Dávalos, S. J., Rector de esta institución educativa, quien impulsó la creación de instancias para atender casos de discriminación y violencia, y quien promovió la transversalización de la perspectiva de género en lo académico y en los programas de estudios, reconoció la Dra. Helena Varela Guinot, académica e investigadora del Departamento de Ciencias Sociales y Políticas.

La investigadora señala que el actual rectorado ha supuesto un cambio en este tema porque una de las primeras cosas que el Mtro. Fernández Dávalos hizo a su llegada como Rector de la IBERO CDMX fue la creación de la Procuraduría de los Derechos Universitarios, en el verano de 2014, la cual da cuenta de su posicionamiento en temas de derechos humanos y universitarios, así como de la necesidad de contar con una instancia que atendiera posibles violaciones a los mismos.

En marzo 2015  se creó el entonces Programa de Asuntos de Género, ahora Programa de Género e Inclusión, con el propósito de consolidar una cultura institucional y estudiantil en donde permeen la justicia, la equidad, la tolerancia, la inclusión y la igualdad de género, poniendo énfasis en la promoción del derecho de las mujeres a una vida libre de violencia, a igualdad de oportunidades para todas las personas sin distinción o discriminación alguna, así como detectar, prevenir y atender la violencia de género o cualquier forma de discriminación que se cometa contra integrantes de la comunidad universitaria.

Al tiempo en que se creó el Programa de Asuntos de Género, desde la Vicerrectoría Académica, la Dra. Varela Guinot, quien en ese momento se desempeñaba como directora de la División de Estudios Sociales, impulsó, en conjunto con el Dr. Carlos Mendoza, director de la División de Humanidades y Comunicación, la creación de un programa académico con el tema de género.

Ambos promovieron la formación de un grupo de trabajo que integrara a personas de diversos departamentos de la universidad para diseñar un plan de estudios de posgrado. El resultado de este trabajo en equipo (pues participaron 12 departamentos) fue la creación del Doctorado de Estudios Críticos de Género.

“Fue el resultado del trabajo de muchas personas para tener un programa interdisciplinar y novedoso en materia de estudios críticos de género”, explicó la académica e investigadora del Departamento de Ciencias Sociales y Políticas.

Un año después (2016) se instituye la Política institucional de igualdad y equidad de género, que daría paso posteriormente al Protocolo para la prevención y atención de la violencia de género en la Universidad Iberoamericana, primero en su tipo en instituciones privadas de educación superior en México, y que fuera relanzado en agosto de 2018.

Una vez establecido el Protocolo, quedó en manos de la Vicerrectoría, que en ese entonces ocupaba el Dr. Alejandro Guevara Sanginés y quien solicitó que la Dra. Varela quedará al frente de la coordinación.

“Presenté un diagnóstico sobre cómo estábamos, el cual va más allá de la violencia de género, es decir sobre cómo nos encontramos como universidad y lo que estaban haciendo las distintas áreas. Propuse una política integral para buscar la transversalización de la perspectiva de género que actuara de manera coordinada e integral, no sólo con acciones puntuales”, dijo Varela.

En marzo del presente año se publicó el nuevo Protocolo contra la violencia de género en la IBERO, que revisa y actualiza preceptos del documento anterior y brinda un enfoque de atención más eficaz y expedita. En este sentido, amplía las facultades del Comité de Género para que pueda atender quejas de manera directa e inmediata, sin necesidad de que éstas se presenten previamente ante la Procuraduría de Derechos Universitarios, reduciendo así la duración del procedimiento y evitando la revictimización.

“Tenemos una definición en la política institucional de igualdad y equidad de género que la IBERO considera que debe tener y asumir para lograr un espacio en donde se busque la igualdad y equidad de género. Tiene indicaciones de actuar en la comunicación y la difusión con lenguaje incluyente en temas de incidencia, en la gestión académica, administrativa, en la formación de estudiantes y de personal académico. Así como tener investigación con perspectiva de género, prevención y atención a la violencia. Se esboza la declaración de intenciones, que no es suficiente, pero es un paso importante.”

De acuerdo con Varela, lo primero que tiene que ocurrir para que una organización pueda actuar con una perspectiva de género es asumir lo que implica y  la problemática que se vive. Esto significa un reto ante los distintos patrones y conductas normalizadas que en realidad muestran relaciones desiguales.

“El hecho de que el tema de género esté en la agenda de la universidad es un cambio fundamental con respecto a hace seis años. Hoy tiene un carácter mucho más institucional”, explicó.

Para la académica, sigue siendo fundamental pensar las acciones de una manera más integral y no cada quien desde su área para lograr la verdadera tranversalizacion de la perspectiva de género. Quizá aun falta una reflexión colectiva hacia abajo, a nivel de toda la comunidad.

La lucha de la IBERO en esta materia camina con paso firme. No por nada la Red Iberoamericana de Defensorías Universitarias (RIDU) reconoció en 2019 al Protocolo para la Prevención y Atención de Violencia de Género de la Universidad Iberoamericana como un modelo a seguir para otras instituciones de educación superior que aún no cuentan con un mecanismo similar que busca visibilizar y prevenir distintas formas de agresiones.

Valentina González

 

Para mayor información sobre este comunicado llamar a los teléfonos: 59 50 40 00, Ext. 7594, 7759
Las opiniones y puntos de vista vertidos en este comunicado son de exclusiva responsabilidad de quienes los emiten
y no representan necesariamente el pensamiento ni la línea editorial de la Universidad Iberoamericana.

Comunicación Institucional de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México
Prol. Paseo de la Reforma 880, edificio T, 5to piso, Col. Lomas de Santa Fe, C.P. 01219