Docentes deben enseñar a universitarios a ser críticos con el uso de la tecnología y la información

Mié, 3 Oct 2018
Transformación digital debe calar en los planes de estudio de todas las carreras
Faraón Llorens, académico español experto en tecnología, imparte en la IBERO la conferencia ‘Alineación de las TIC con la estrategia de la universidad’
  • Dr. Faraón Llorens Largo, académico de la Universidad de Alicante (España).
  • Llorens platicó con ingenieros de la IBERO sobre ‘Alineación de las TIC con la estrategia de la universidad’.

En este momento, en que el mundo está fuertemente implicado por lo digital, las y los docentes deben enseñar a la juventud universitaria a ser crítica con el uso de la tecnología y la información que se difunde y comparte a través de las plataformas electrónicas, consideró el doctor Faraón Llorens Largo, académico de la Universidad de Alicante (España) y experto en tecnología.

Hoy en día los millennials -como tantas personas, independientemente de su generación- tienen acceso a mucha información, pero deben preguntarse si esa información es válida y si cabe criticarla, además de tener que contrastarla; y esto es lo que ahora deben aprender de sus profesores, abundó Llorens durante una plática en torno al cambio digital, que dirigió a profesores de ingeniería de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México.

Al haber nacido con la tecnología, los millennials carecen de miedo a ésta y acostumbran relacionarse entre sí a través de dispositivos móviles, pero eso no significa que sepan utilizar la tecnología de manera adecuada. Por eso hay que invitarlos a valorar su información y a reflexionar en torno a si al estar interconectados lo hacen con la debida protección a su privacidad; o si, por ejemplo, son capaces de poner cualquier fotografía de ellos o ellas al instante en internet sin saber sus repercusiones, o de dar sus datos personales con tal de conseguir algo gratis.

También deben saber cómo se está diseñando el mundo con la tecnología, para aprender a ser críticos y no dejarse llevar por lo que leen y ven en las redes sociales, como Facebook, “una burbuja en la que todo el mundo opina como tú o crees que opina como tú, porque te enseñan las noticias de los que opinan como tú o como quieren que opines”.

Es un hecho que la tecnología ha acelerado el mundo, mas para el Dr. Llorens la inmediatez del mundo digital conectado a internet no siempre es buena, al ser a veces muy superficial. Por ello, hay que enseñar a los estudiantes a planificar, a buscar información, “a profundizar más en los temas, a ser más lentos en la toma de decisiones, en analizar las cosas”. De ahí que los profesores deberán decidir qué enseñar a los estudiantes para paliar los efectos negativos de la tecnología y qué hacer para potenciar sus efectos positivos.

Planes de estudio y transformación digital

En lo tocante al tema de su charla, ‘Alineación de las TIC con la estrategia de la universidad’, Llorens Largo, colaborador de la Cátedra Santander-UA de Transformación Digital de la Universidad de Alicante (UA), comentó que la transformación digital debe calar en los contenidos de los programas de estudio de todas las licenciaturas e ingenierías. 

Todo universitario, incluidos desde luego los estudiantes y egresados de la IBERO, “debería de conocer las características del mundo en el que va a vivir, en el que va a vivir como ciudadano y va a desarrollar su labor profesional”. 

Por tanto, las instituciones de educación superior deben contar en sus planes de estudio con materias en las que se abra el debate en torno a las tecnologías. Los estudiantes deberán preguntarse, por ejemplo, los de derecho, si en el futuro tendrán derechos las inteligencias artificiales; los de contaduría, si las inteligencias artificiales deberán pagar impuestos; y los de actuaría, quién pagará el seguro del coche autónomo.

Respecto a si una universidad debe incrementar su oferta de programas en línea, el doctor dijo que sí, si ésta forma parte de su estrategia; lo que implica tener: un modelo educativo que se sustente en las tecnologías, diseñado para que los estudiantes aprendan con el uso de éstas; interacción entre los profesores y los estudiantes, aunque sea a distancia; e interacción entre los propios estudiantes.

Ahora bien, lo recomendable es considerar que la oferta online es para aquellas personas que no puedan desplazarse al campus universitario. “Yo voy a ofertar formación de calidad especializada online porque mi público son personas que trabajan, y entonces para estudiar a lo mejor disponen por las noches de un ratito, o los fines de semana, y entonces me focalizo y les hago una oferta adecuada para ellos”.

Hacer comunidad, en el campus

El Dr. Faraón Llorens, adscrito al Departamento de Ciencia de la Computación e Inteligencia Artificial de la UA, comentó que la transformación digital de las universidades no pone en riesgo la creación de comunidad, “es más, debería reforzarla, porque daría nuevas formas de relacionarse, de reforzar esa comunidad”.

No obstante, destacó la ventaja de tomar clases presenciales, porque al final de cuentas los profesores y estudiantes son seres humanos que se transmiten mensajes al mirarse a la cara, al mirarse a los ojos, al interactuar por medio de preguntas.

Asistir al campus es tener vida universitaria, es ponerse en contacto con otros, de diferentes puntos del país, con intereses distintos, de distintas carreras, y sería un error reducir la visión de acudir a la universidad sólo para obtener un título.

“Tú te vas de universitario porque es un cambio en tu vida, sales posiblemente de tu casa, o no, tienes contacto con personas de distintas inquietudes, de distintas partes del país, incluso de distintos países, tienes unos profesores que te hablan de unos temas, tienes actividades culturales; esa es la vida universitaria, y la vida universitaria es mejor presencial que online”.

Recursos tecnológicos

En cuanto a la transformación digital de las universidades, vista como recurso material, Llorens, quien fue Secretario Ejecutivo de la Comisión Sectorial de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas, dijo que no se trata simplemente de inyectar tecnología.

“Habrá tecnologías que estarán conectadas entre ellas, interconectadas; podrás fácilmente acoplar una a tu sistema, quitarla si no funciona, que muera si no se utiliza, que sobreviva, se haga más fuerte. Todo se relaciona a la política, la estrategia de la institución, y entonces que puedas ir conectando y desconectando tecnología fácilmente, conforme a que sea útil o no sea útil. Habría que ver ese ecosistema, porque al final ese ecosistema tecnológico no es sólo tecnología, son políticas, son funcionalidades que dan servicios que prestas”.

El doctor Faraón Llorens Largo fue invitado para dar su plática en la Universidad Iberoamericana Ciudad de México, por parte de la División de Ciencia, Arte y Tecnología.

Nota relacionada:

Innovación y tecnología deben impulsar la misión transformadora de la IBERO

Texto y fotos:PEDRO RENDÓN/ICM


COMPARTIR: