En México, apoyos sociales por respaldo político distorsionan combate a la pobreza: IBERO

Mar, 24 Abr 2018
La Universidad Iberoamericana Ciudad de México presenta su postura económica y da a conocer las preguntas que hará a la y los candidatos a la Presidencia de México cuando asistan al campus
  • Uno de los problemas que enfrenta el combate a la pobreza es el uso clientelar de los apoyos sociales (Imagen: pixabay.com).

En México persisten algunas prácticas nocivas que distorsionan las políticas para el combate de la pobreza, como es la presencia extendida de prácticas clientelares que intercambian apoyos sociales por respaldo político, señaló la Universidad Iberoamericana Ciudad de México al hacer ‘una reflexión en torno a la economía mexicana’, en el marco de la contienda electoral por la Presidencia de México.

Otras costumbres negativas son la existencia de un proceso extendido en donde el Estado ha sido capturado por intereses de grupos económicos, y que puede observarse a partir de ciertas asignaciones presupuestarias en sectores como el agrícola o el energético, por citar algunos; o bien, en la debilidad para regular ciertos sectores con poder como acontece en el terreno de las telecomunicaciones; un fenómeno extendido y generalizado de corrupción que evita que los recursos económicos lleguen a sus beneficiarios.

Dichas conductas acentúan los problemas de la economía en México, donde, de acuerdo con el Informe sobre pobreza del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) más del 43 por ciento de la población vive en situación de pobreza, esto es, aproximadamente uno de cada dos mexicanos padece esta condición y uno de cada diez vive en pobreza extrema (Coneval, Medición de la pobreza en México y en las entidades federativas, México, 2016, p. 10). 

Adicionalmente, los resultados de un estudio reciente muestran que 75% de la población mexicana ha estado en condición de pobreza al menos una vez en los últimos 12 años (Teruel, G. Dinámica de la pobreza en México, Centro de Estudios Espinosa Yglesias –CEEY–, –En prensa–, Ciudad de México, 2018). Todo esto es indicativo de la gravedad del fenómeno, así como de las condiciones de vulnerabilidad que enfrenta gran parte de la población.

Por otra parte, debe resaltarse que México es considerado uno de los Estados con mayor inequidad en el mundo:10% más rico posee 40% del total del ingreso e, incluso, un mexicano se cuenta en la lista de los diez hombres más ricos del mundo y otros 30 poseen una fortuna superior a mil millones de dólares, mientras que un sector amplio de la población no tiene la oportunidad de acceder a un nivel de vida que garantice un mínimo de bienestar razonable (EQUIDE, Universidad Iberoamericana y Fundación Konrad Adenauer, México País de pobres y no de clases medias, Gedisa, México,  2017). 

La desigualdad que persiste en México no sólo se refleja en aspectos de carácter patrimonial sino en la calidad de vida a la que pueden acceder las personas. 

Estas desigualdades se ven agudizadas en ciertos grupos de población que históricamente han sido excluidos, así como en determinados espacios geográficos. Por ejemplo, la brecha entre población indígena y no indígena en el porcentaje de niños menores a cinco años con desnutrición crónica se ha mantenido de manera significativa entre 2016 y 2012, con una diferencia de 20.9% y 21.4% respectivamente entre uno y otro grupo de población (CONEVAL- UNICEF, Pobreza y derechos sociales de niñas, niños y adolescentes en México, 2014. p. 61). 

Postura IBERO

Desde la perspectiva de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México, una política de Estado en materia económica debería estar caracterizada por: 

a) La generación de un crecimiento económico incluyente, alto y sostenido.

b) El establecimiento y mantenimiento de un sistema de protección social que sea adecuado para atenuar los impactos propios de la vida de las personas, particularmente aquellas que se encuentran en condiciones de particular vulnerabilidad. 

c) Avanzar en mecanismos que aseguren una mayor redistribución del ingreso y que se orienten a impulsar oportunidades de las personas para el desarrollo de sus proyectos de vida, particularmente de aquellas que enfrentan condiciones de mayor pobreza. 

d) Es necesario que las políticas públicas orientadas al combate de la pobreza sean construidas desde un enfoque de derechos humanos, de forma que se abandonen o limiten las políticas meramente asistenciales que no generan procesos de empoderamiento de las personas y comunidades.

Preguntas para la y los candidatos

En la visita que harán a la IBERO la y los candidatos a la Presidencia de México, estas son las preguntas que la Universidad Iberoamericana les formulará de manera institucional sobre el tema económico:

• ¿Cuáles serán las bases y principios que orientarán su política de combate a la pobreza y la desigualdad? 

• ¿Qué propone para evitar el desvío del gasto público dirigido a programas sociales a fin de combatir la corrupción o el uso político de los recursos? 

• ¿Qué piensa sobre la modificación del sistema de seguridad social que el día de hoy se basa en la capacidad de cotización de las y los trabajadores y que deja fuera a más de la mitad de la población, para incorporar un sistema de seguridad social universal?

Notas relacionadas:

Plantea IBERO elementos a considerar por aspirantes a la Presidencia

Contar con seguridad social promovería la movilidad social de mexicanos: investigador

#INVESTIGACIÓN La educación no ha servido para aumentar el ingreso de los trabajadores

#INVESTIGACIÓNIBERO Pese a cifras de Coneval, pobreza aumentó entre 2010 y 2016

PRL/ICM


COMPARTIR: