Documentos de la BFXC muestran 'idolatría' de Porfirio Díaz hacia Benito Juárez

Vie, 16 Mar 2018
Biblioteca Francisco Xavier Clavigero resguarda material del Benemérito de las Américas y datos sobre el homenaje que se le rindió durante el Porfiriato
  • Un otorgamiento de empleo firmado por el 'Benemérito de las Américas' (Alberto Hernández/IBERO).
  • Fotografía de Benito Juárez durante la época de la Intervención Francesa en México (Alberto Hernández/IBERO).
  • Los otorgamientos informaban sobre el cargo del funcionario y su salario (Alberto Hernández/IBERO).
  • La tradición virreinal del lacrado se mantuvo en documentos oficiales de la época juarista (Alberto Hernández/IBERO).
  • La Dra. María Eugenia Ponce explica los documentos que tiene la BFXC sobre Benito Juárez (Alberto Hernández/IBERO).

La Biblioteca Francisco Xavier Clavigero (BFXC) de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México contiene algunos documentos firmados por Benito Juárez y documentación epistolar en la que Porfirio Díaz reconoce la importancia de quien gobernó los destinos de México, en varias ocasiones, entre 1857 y 1872. 
 
Aunque hay información histórica sobre las diferencias entre Juárez y Díaz, sobre todo por el tema de reconocimiento político y estancia en el poder, que resulta paradójico pues Porfirio se quejó de la ‘eternización’ de Benito en la Presidencia, al menos “de manera oficial” el pupilo sí le tenía estima al maestro, explicó la Dra. María Eugenia Ponce, académica de la BFXC.
 
La investigadora universitaria señaló que durante el gobierno de Porfirio Díaz se erigieron de manera constantes en todo el país monumentos en honor a Juárez, pues se le tenía como el prototipo de líder político. En el Archivo de Porfirio Díaz, que resguarda la IBERO, hay cartas en las que se instruye homenajear a Benito Juárez.
 
Fue Díaz quien mandó construir el mausoleo donde descansan los restos de Juárez, en el panteón de San Fernando; y para las celebraciones del centenario de la Independencia (1910) se erigió el Hemiciclo a Juárez. De todo ello queda constancia en la correspondencia de la época, que nuestra Biblioteca conserva.
 
“Una de las cosas que se promueve a nivel nacional (en 1910) es que se hagan monumentos”, comentó la Dra. Ponce Alcocer, y fue la figura de Benito Juárez la que resaltó, pues Porfirio Díaz se encargó de darle un homenaje después de la muerte a quien fue su maestro en el convento de San Pablo, sede del Instituto de Ciencias y Artes.

Los documentos del archivo de Díaz dejan claro que el entronizado general se encargó de que la memoria de Juárez fuera recordada: la fecha clave durante el Porfiriato, explicó la académica de la IBERO, fue el 18 de julio, el día de la muerte de quien impulso las Leyes de Reforma. Hoy, las efemérides oficiales han dictado que el 21 de marzo (su nacimiento) se debe celebrar a Benito Juárez.

"El 21 de marzo es postrevolucionario, aunque con Díaz se hace pequeño homenaje el día de su nacimiento", enfatizó la Dra. Ponce Alcocer.

A pesar de las divergencias políticas, "Díaz se considera un heredero de Juárez. Porfirio Díaz hereda el proyecto liberal de Juárez y de Lerdo, y lo logra llevar a la práctica. Díaz va a heredar todo el proyecto liberal, de modernizar a México, del progreso y del orden". 

Aunque los reformadores más ortodoxos criticaron al 'Héroe del 2 de Abril' por su cercanía con la Iglesia, recordó la investigadora, lo hace para conciliar y tener paz. Díaz hábilmente dice 'no puedo competir con la Iglesia, mejor reconcilio'. Pero siempre está como amenaza que si la Iglesia quería actuar más allá se iban a aplicar las Leyes de Reforma. Eso se lee en cartas del archivo".

"Porfirio Díaz sí tenía en estima, por lo menos oficialmente, a Juárez. Benito Juárez fue profesor de Díaz en Oaxaca; a raíz de que él lo conoce y tiene contacto con el grupo jurista, deja lo religioso y se va a estudiar abogacía. Juárez fue su mentor", expresó Ponce Alcocer.

Documentos en la IBERO

En el área de Acervos Históricos de la BFXC se resguardan documentos sobre la actividad presidencial de Benito Juárez: al menos tres otorgamientos de empleo, una carta dirigida al ministro de Guerra, Felipe Berriozábal, y una fotografía de la época de la Intervención Francesa del Benemérito de las Américas.

De acuerdo con la Dra. María Eugenia, este material fue donado por particulares, otros pertenecen a la colección de Porfirio Díaz y la fotografía es del archivo de la esposa de Miguel Miramón, colección que fue adquirida por IBERO-FICSAC, y cuya mitad aún se encuentra en Italia.

Respecto a los nombramientos oficiales, expresó la investigadora de la Iberoamericana, "antes cuando eras nombrado con un cargo en el gobierno federal, se te entregaba este documento. En él se asienta a qué puesto fuiste ascendido, cuánto vas a ganar y en qué rama del gobierno vas a trabajar".

En los documentos se observa el escudo de la República y el gorro frigio, un emblema de la victoria del liberalismo y la ilustración. Además, el sello lacrado que hacía oficial los nombramientos y el pago de impuestos por el uso del papel.

Sobre la foto, comentó que en "la época de Juárez no era tan normal la fotografía, pues era caro el proceso, pero después se va popularizando; ya en el Porfiriato se populariza y los fotógrafos tiene un papel importante", al captar la vida cotidiana.

Notas relacionadas:

IBERO recibe reconocimiento de la Unesco por Archivo de Comerciantes (1757-1850)

Recibe IBERO reconocimientos de la UNESCO por acervos históricos

Archivo Alberto Salinas Carranza 1913-1920, una joya más de la Biblioteca IBERO

IBERO publica ‘Duotono’, libro con fotos inéditas del movimiento estudiantil del 68 en México

Iván Cabrera


COMPARTIR: