Caduca, la política pública para erradicar violencia contra las mujeres: Inmujeres

Vie, 27 Sep 2019
Presentan en la IBERO la Revista IBERO No. 63, que abordó el tema ‘Violencia contra las mujeres y feminicidio’
  • Mtra. Elvia González del Pliego, Mtra. Enna Paloma Ayala, Mtra. Sylvia Schmelkes, Dra. Velvet Romero y Juan Domingo Argüelles.
  • Portada de la Revista IBERO No. 63.
  • Mtra. Enna Paloma Ayala Sierra, directora de Seguimiento a la Política Nacional para Combatir la Violencia contra las Mujeres del Inmujeres
  • Mtra. Sylvia Schmelkes del Valle, Vicerrectora Académica de la IBERO.
  • Dra. Velvet Romero García, académica de El Colegio de México.
  • Juan Domingo Argüelles, editor de la Revista IBERO.
  • Mtra. Elvia González del Pliego Dorantes, coordinadora del Programa de Género e Inclusión de la IBERO.

El Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres) reconoció que es caduca la visión instrumentalista de la política pública para erradicar la violencia contra las mujeres y las niñas, dijo en la Universidad Iberoamericana Ciudad de México la Mtra. Enna Paloma Ayala Sierra, directora de Seguimiento a la Política Nacional para Combatir la Violencia contra las Mujeres, de ese instituto.

Al participar en la presentación de la Revista IBERO No. 63 ‘Diálogos sobre violencia contra las mujeres. El abordaje de la Revista IBERO’, mencionó que en el Inmujeres reconocen la necesidad de construir política pública desde los espacios comunitarios, de deconstruir la narrativa sobre la violencia y de comenzar a crear otros imaginarios sociales.

Para ello consideran importante emprender, entre otras acciones, la regulación solidaria de los contenidos en los medios de comunicación, para que éstos coadyuven a la difusión de una cultura de paz y de no violencia, y no sean en cambio el espacio en donde se recrean e institucionalizan patrones patriarcales; y contar con un modelo reeducativo para los generadores de la violencia.

También se debe poner en relevancia la necesidad de deconstruir las masculinidades convencionales, para construir masculinidades positivas; comenzar a señalar las otras maternidades, las maternidades liberadoras; e incentivar modelos locales de movilización, que tengan como referente a hombres y niños como sujetos activos y estratégicos en la erradicación de la violencia contra las mujeres.

Respecto a la Revista IBERO No. 63, destacó que el instituto reconoce “el esfuerzo de una lectura crítica hacia el fenómeno del feminicidio en México”, que es la parte neurálgica que Inmujeres encuentra en ese número.

Una Revista IBERO correspondiente a agosto-septiembre 2019, con la que, a decir de sus editores, la Universidad Iberoamericana Ciudad de México muestra desde varias perspectivas la problemática de la violencia contra las mujeres, que está afectando gravemente a la sociedad mexicana; e igualmente apuntala la importancia del trabajo de prevención y atención de la violencia y discriminación por razones de género dentro de las instituciones de educación superior.

Dicho número de este órgano de difusión refleja el compromiso de la IBERO con las luchas feministas en México, consideraron en Inmujeres, donde celebran que se estén discutiendo las causas estructurales de la violencia feminicida, forma extrema de violencia que es el principal, y tal vez el más grave, problema público que enfrenta el Estado.

“Nos parece muy importante que esta casa de estudios esté poniendo sobre la mesa discusiones fundamentales sobre la violencia feminicida, al señalar, como la hace Elvia (González del Pliego, editora huésped de la Revista IBERO No. 63), elementos culturales, religiosos y el sistema de creencias que dan origen a la violencia contra las mujeres”, resaltó Ayala.

Añadió: “Leemos con agrado la entrevista a Rita Segato, por su importancia como activista y académica. También porque es simbólico y demostrativo para otros espacios académicos que se retomen categorías como crisis, territorio y Estado, que dan cuerpo de entendimiento al concepto de femigenocidio, pero también al patriarcado como orden político”.

Una revista para despertar la conciencia

La Maestra Sylvia Schmelkes del Valle, vicerrectora académica de la Universidad Iberoamericana, y quien moderó la presentación, destacó que la Revista IBERO tiene el propósito: “Primero, de despertar nuestra conciencia; y segundo, de informar nuestro compromiso respecto de temas fundamentales, problemáticos, de nuestra propia realidad”.

Y eso es justamente lo que hace el No. 63, al hablar de la ‘Violencia contra las mujeres y feminicidio’, a través de la pluralidad, riqueza y calidad de las contribuciones de las y los redactores de esa edición.

En su turno para comentar la publicación, la Dra. Velvet Romero García, académica de El Colegio de México, consideró que la revista es una forma de poner en evidencia las condiciones bajo las cuales las mujeres han estado viviendo en una sociedad como la mexicana, y también habla de presentes que no son ya los que se quieren construir a partir de las violencias.

Opinó que la revista está hecha a partir de interseccionalidades, porque se muestra la realidad de las mujeres desde diferentes perspectivas, y a través de diferentes temas, “donde, por ejemplo, se menciona que las mujeres evidentemente sufrimos de muchas violencias, compartimos muchas violencias, por vivir en un mundo tan desigual y patriarcal como éste”.

La revista invita a pensar la realidad de las mujeres como diversa y violenta, y también muestra muy atinadamente cómo están operando esas matrices violentas, que son capaces de convertir en inocuos, actos crueles y degradantes como la violación y el feminicidio. “Esa matriz de inteligibilidad es lo que llama Rita Laura Segato, un orden patriarcal”.

Consideró además que la revista está hecha de muchas resistencias (como refleja uno de sus artículos, sobre las mujeres de Atenco), que se atreven a desnormalizar, desnaturalizar o a desfamiliarizar esas formas de violencias que han existido de manera cotidiana.

Finalmente, dijo que la Revista IBERO No. 63 está hecha de mucha sonoridad, por la lucha colectiva por visibilizar la violencia contra las mujeres, que reúnen todos los textos; y porque éstos mismos hablan de prácticas de sonoridad, como la entrevista a Gabriela Jauregui, donde ella dice que cuando las mujeres se unen tienen la fuerza de las olas, y juntas pueden lograr hacer un tsunami. “Esta revista, con todos los textos que hace de manera muy inteligente, me parece que logra aportar a esas olas, aportar a ese tsunami que intenta deconstruir y desestructurar este orden de las cosas, que es el orden patriarcal”.

Juan Domingo Argüelles, editor de la Revista IBERO, mencionó que el número Violencia contra las mujeres y feminicidio, “nos ha dejado un sabor agridulce, un sentimiento contradictorio. Estamos contentos por haber conseguido este número tan completo, tan lleno de examen y propuesta, tan enérgico, tan valiente en su denuncia, pero, por otra parte, la realidad que contiene en sus páginas, justamente la verdad que denuncia, no es para que nadie esté contento”.

“Que nos digan algunos lectores que es uno de los mejores números, por su contenido y por el problema que aborda, nos indica que estamos atentos a la realidad del país y del mundo, pero también nos señala que hay un montón de problemas que tenemos la obligación de hacer cada vez más visibles y que, desgraciadamente, siguen exigiendo no sólo atención sino, sobre todo, solución, esa solución que se tarda tanto en llegar”.

Revista IBERO, una década de existencia

El propio Juan Domingo se encargó de compartir con quienes asistieron a la presentación los antecedentes de la Revista IBERO. Relató que en octubre de 2008 la Universidad Iberoamericana Ciudad de México consideró necesario tener una revista de propuesta, reflexión y análisis sobre la problemática de la realidad nacional y global; con un perfil divulgador y crítico que reflejara la vocación plural y el intercambio de ideas que caracterizan a esta institución, abriendo sus páginas no sólo a las personalidades académicas de la IBERO, sino a los múltiples pensadores y pensadoras, creadores, creadoras y analistas de la realidad de México y el mundo.

Fue así como se conformó un Consejo Editorial de gran calidad, con autoridades y académicos de la IBERO, y con personalidades afines a la vocación de la Universidad Iberoamericana, quienes aportaron importantísimas ideas para fijar el perfil de la publicación, entre ellos los ya finados Miguel Ángel Granados Chapa y Vicente Leñero, periodistas por excelencia y hacedores de revistas.

Se planteó así, desde la Dirección de Comunicación Institucional, la publicación de IBERO, Revista de la Universidad Iberoamericana, con las siguientes líneas editoriales: pluralidad, calidad, libertad plena, respeto irrestricto a la expresión personal, compromiso con la verdad y responsabilidad individual de lo suscrito.

Sin ser necesariamente monográfico, cada número tendría un tema central relevante, con colaboraciones analíticas, compactas y propositivas sobre dicho tema, y se complementaría con textos sobre investigación, cultura, arte, ciencia y tecnología.

Fue así como en febrero de 2009 apareció el primer número de la revista, con la temática que exigía ese inicio, de acuerdo con la vocación de la IBERO: “Compromiso social”, en el que colaboraron el Mtro. David Fernández Dávalos, S. J. (actual Rector de la IBERO Ciudad de México), Miguel Ángel Granados Chapa, Elena Poniatowska, José Emilio Pacheco, Gabriel Zaid e Ilán Semo, entre otros.

De acuerdo con las ideas y contribuciones intelectuales de quienes participaron en el origen de este proyecto editorial, la Revista IBERO nació para cumplir con tres objetivos principales:

  1. Contribuir al análisis crítico y a la reflexión de los principales problemas sociales y formular propuestas de solución, a través del pensamiento de colaboradores y colaboradoras de gran nivel intelectual, lo mismo externos que de la IBERO.
  2. Consolidar el espíritu crítico y propositivo de la Universidad Iberoamericana en su calidad de centro de estudios confiado a la Compañía de Jesús, y fortalecer la imagen institucional de una universidad abierta al pensamiento y comprometida con la problemática social del país.
  3. Cohesionar a la comunidad IBERO (estudiantes, profesores, egresados, empleados) por medio de una publicación de distribución gratuita personalizada mediante la cual se mantienen los lazos de pertenencia a una institución y se atienden los temas de interés común.

La presentación de la Revista IBERO No. 63 ‘Diálogos sobre violencia contra las mujeres. El abordaje de la Revista IBERO’ fue organizada por la Mtra. Elvia González del Pliego Dorantes, coordinadora del Programa de Género e Inclusión de la IBERO, y directora huésped de ese número, quien aprovechó la ocasión para enunciar las diversas acciones que la Universidad Iberoamericana Ciudad de México ha emprendido a favor de los temas de género.

Texto y fotos: PEDRO RENDÓN/ICM

 

Para mayor información sobre este comunicado llamar a los teléfonos: 59 50 40 00, Ext. 7594, 7759
Las opiniones y puntos de vista vertidos en este comunicado son de exclusiva responsabilidad de quienes los emiten
y no representan necesariamente el pensamiento ni la línea editorial de la Universidad Iberoamericana.

Comunicación Institucional de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México
Prol. Paseo de la Reforma 880, edificio T, 5to piso, Col. Lomas de Santa Fe, C.P. 01219